Tributación de retenciones en alquileres de salas o espacios

Es común en la industria turística alquilar salas para la realización de eventos. Sin embargo, al recibir la factura de tu proveedor, es importante cuestionar su precisión, especialmente en lo que respecta a la aplicación del Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) y la retención del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF). En este artículo, nos centraremos en la retención de IRPF y cuándo debe aplicarse.

Quizás puedas pensar: «Si mi proveedor emite una factura incorrecta, eso es asunto suyo». Sin embargo, la responsabilidad de efectuar la retención recae en el receptor de la factura, siempre y cuando sea un empresario o profesional. Si no aplicas la retención cuando corresponde, la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT) podría requerírtela a ti. Por lo tanto, es un asunto que no debes pasar por alto.

Ahora, exploraremos diferentes situaciones que pueden surgir al alquilar una sala y cuándo debes aplicar la retención de IRPF. La retención del IRPF está regida por el artículo 75.2 a) del Real Decreto 439/2007.

Empezaremos con un análisis desde la perspectiva del proveedor del servicio:

  1. Si el proveedor es un hotel, la factura por el alquiler de la sala no incluirá retención. Esto se debe a que el alquiler de la sala forma parte de su actividad principal, siendo una extensión de los servicios de hostelería, por lo que no se aplica retención.
  2. Si el proveedor es una empresa y está registrada en una categoría del grupo 861 de la sección primera de las tarifas del Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE), y el valor catastral total de los inmuebles utilizados para su actividad supera los 601,012.10€, entonces el alquiler estará exento de retención. Sin embargo, para confirmar la exención, debes solicitar al proveedor un certificado de exoneración de retención que verifique que la empresa está exenta de aplicarla en sus facturas. En cualquier otro caso, la retención se aplicará al alquiler de la sala.
  3. Si el proveedor es una empresa que no está registrada en una categoría del grupo 861 de la sección primera de las tarifas del IAE, entonces la factura por el alquiler debe incluir retención.
  4. En el caso de que el proveedor sea un particular, la factura por el alquiler de una sala, una vivienda o jardines particulares se considera un rendimiento de capital inmobiliario y, por lo tanto, debe incluir retención. No obstante, existe una excepción: cuando el importe del alquiler de un mismo arrendador es inferior a 900€ anuales (sin incluir el IVA), en este caso, no se requiere aplicar retención, según lo estipulado en el artículo 75.3. g) 2º del Real Decreto 439/2007.

Si se aplica la retención, el porcentaje es del 19% sobre la base imponible. Puedes consultar las tablas de IRPF para 2023 proporcionadas por la AEAT para determinar el monto exacto.

Es importante tener en cuenta que el grupo 861 de la sección primera de las tarifas del IAE se refiere al alquiler de bienes de naturaleza urbana, como viviendas o locales comerciales.

Ponte en contacto con nosotros 

Si necesitas asesoramiento no dudes en ponerte en contacto con nosotros rellenando el siguiente formulario.

Relacionados

Alternativas al concurso de acreedores

Negociación con los acreedores Una de las primeras y más habituales opciones antes de recurrir al concurso de acreedores es la negociación directa con los

Compartir

Suscríbete a nuestra newsletter

No te pierdas toda la actualidad en los ámbitos jurídico, fiscal, laboral y de protección de datos. Además podrás conocer las últimas subvenciones.